¿Y si las preguntas son la respuesta?

El ser humano tiene capacidades especialísimas. Todas parten de su cerebro. Lo que siente, escucha, huele, ve, lo que piensa, cree, habla, lo que valora, lo que se propone. Todo se da en su cerebro.

La capacidad de reflexionar, la conciencia, la posibilidad de darse cuente de quién es, qué hace y para qué , son también funciones que desarrolla su cerebro.

PREGUNTARSE es una forma poderosísima de usar las capacidades del cerebro para lograr algo. Parte de la reflexión para generar mayor conciencia, para develar lo que hasta ahora podría estar oculto, para encontrar intenciones que mueven e intenciones que paralizan, para llevar a la acción, para generar transformación, para modificar resultados.

En caso de duda, dolor, problemas, miedo, inseguridad, deseo de acertar … en multitud de circunstancias, esta receta puede venir como anillo al dedo: PREGÚNTATE.

Otro tema es responder. Solemos responder automáticamente. Si te preguntan si amas a tu madre o a tu país, casi con seguridad responderás en automático: sí. O no. El valor de las preguntas, lo que las hace poderosas, es que te detengas antes de responder. Que reflexiones conectado contigo, con quién eres, con tu esencia.

Obtener respuestas poderosas exige una honestidad total. Y no siempre la tenemos.

Por eso la invitación es a que antes de responder, hagas un alto, generes una interrupción, te detengas y mires al fondo de tu ser, de tus pensamientos, creencias, valores. Entonces podrás darte una respuesta 1oo% honesta. Que te dará descubrimiento. Que te mostará opciones.

Encontrar el valor en las preguntas requiere, además de tu respuesta honesta, actitud de tu parte. Actitud de descubrimiento. Flexibilidad. Curiosidad. Apertura. Humildad. Respeto. Si no los tienes, nada nuevo encontrarás.

He aquí algunas preguntas poderosas. No las desperdicies descartándolas con cualquier argumento. Sácales jugo para tu provecho. Quizá la que te parece más insulsa, o la que te cause más rechazo, pueden tener la clave para salir de donde quieres salir o llegar a donde quieres llegar. Si se da el caso de que no la comprendas, no pienses que la pregunta es tonta. Piensa que no le has visto el ángulo que te puede dar valor. Entonces es posible que veas, comprendas, descubras. ¡DISFRÚTA EL PROCESO!

  • ¿Experimentas tus experiencias?
  • ¿Sientes tus sentidos?
  • ¿Conectas contigo?
  • ¿De qué estás seguro en la vida?
  • ¿Qué NO has intentando?
  • ¿Estás asumiendo el 100% de responsabilidad por tus estados de ánimo?
  • ¿Tienes cosas pendientes con tu madre?
  • ¿Cuánto te cuesta a tí y a la gente de tu vida, juzgar a tu madre?
  • ¿Cuál es tu intención hoy?

Permanentemente agregamos nuevas preguntas. Si quieres ser notificado, usa las opciones RSS en el panel de Administración.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: